ENTRADAS ABONOS

Sol Picó: «Me gustaría dejar un mensaje de esperanza a todas aquellas personas que se ven abocadas a emprender un viaje hacia no sé sabe dónde (…)»

Entrevistamos a Sol Picó, coreógrafa y creadora de Macarron Power, antes del estreno de la obra en el Teatro de La Abadía el 22 de junio

El mundo de los superhéroes sirve de inspiración para la nueva creación de Sol Picó, que reflexiona sobre la inmigración vista con los ojos de una niña, que nos cuenta su historia. Con música en directo, Macarron Power muestra las vicisitudes y dificultades que nuestros héroes y heroínas, niños y niñas migrantes, deben superar a lo largo de su viaje, así como a los aliados y amigos que se encuentran por el camino. El público tiene la oportunidad de ver de primera mano cómo se fragua un espectáculo, construido en vivo y en directo entre los bailarines profesionales y los asistentes, que participan activamente, ya sea en el escenario o desde su butaca, en un proceso de “creación exprés”.

Hablamos con Sol Picó, en esta entrevista, antes del estreno, el 22 de junio, en el Teatro de La Abadía

PREGUNTA. Es una obra que trata un tema delicado e importante de visibilizar, como es la inmigración, ¿De dónde nace la idea de tratar esta cuestión? ¿Cuál fue su proceso creativo?

RESPUESTA. La idea nace de la inquietud personal por el tema migratorio. Me rechina una sociedad que no es capaz de gestionar bien las políticas de migración, me rechina el porqué se ven obligados a salir de sus países, qué pasa en esos lugares, cómo nos comportamos aquí. Y, sobre todo, me preocupan los niños, especialmente los adolescentes, que son arrancados de su tierra, de sus amigos, de su hogar e incluso a veces de sus familias y llegan a un sitio hostil dónde les espera un futuro incierto.

El proceso creativo fue, como casi todos los procesos, duro e intenso, pero cargado de momentos emotivos, sobre todo cuando empezamos a mostrar el espectáculo a amigos y conocidos y alguien que había estado en una situación semejante se veía reflejado y nos devolvía su opinión. El trabajo de interacción de la historia que se narra en la pantalla quizás fue lo más difícil de encajar con el trabajo de los bailarines y los músicos en directo. Generar un diálogo con la pantalla fueron muchas horas de animación y de búsqueda de los momentos exactos donde nos encajaba esa interrelación. La investigación a través del cuerpo de las habilidades de los superhéroes, o cómo plasmarlas con un movimiento preciso y claro, fue un tiempo de mucha improvisación hasta encontrar la forma deseada.

P. La función está dirigida al sector más joven de la población, ¿Cuál es el objetivo educativo que busca encontrar en su público?

R. Macarron Power no tiene ninguna intención de ir más allá de visibilizar un problema importante de nuestra sociedad cargada de hipocresía y hacernos más conscientes de las vidas tan cómodas que tenemos la gran mayoría. También, me gustaría dejar un mensaje de esperanza para todas aquellas personas que se ven abocadas a emprender un viaje hacia no se sabe dónde y de solidaridad para las que los reciben en su país. Al mismo tiempo, concienciar de que no es tan ajeno el problema y también podríamos vernos en una situación así. El mundo da muchas vueltas y lo que vemos lejos se puede acercar cuando menos lo esperamos. Por eso creo que necesitamos más empatía y comprensión hacia este problema.

P. ¿Crees que aporta algo diferente a la visibilización del tema de la inmigración el hecho de que esté retratado desde la visión de una niña?

R. La intención es que al ser visto desde los ojos de una niña, los propios niños y niñas se sientan más cerca del problema, despertar la inquietud de que también nos podría pasar a cualquiera de nosotros. Alertar de que es un problema que también sufren muchos niños y muchas niñas en el mundo. 

P. La obra busca la participación del espectador, ¿Crees que esto lo beneficia el uso de las videoproyecciones y la música en directo? ¿En qué forma?

R. Buscamos la participación del espectador para que formen parte de la historia en directo, siendo miembros activos, sintiéndose más cerca de nuestros protagonistas y de la historia. La música en directo es una constante en mis espectáculos, al igual que la importancia del músico como performer y la parte activa en escena que, en este caso, se apoya en las proyecciones como hilo conductor que narra con imágenes el viaje de nuestra protagonista. Además, cuenta con el valor añadido de ser madre e hijo los dos músicos y compositores de este espectáculo. 

P. La narración cuenta con una perspectiva “heroica” basada en el universo de los superhéroes, ¿A qué se debe la elección de esta forma particular de narrarlo?

R. Me gustó la idea de darle al migrante la categoría de superhéroe. La niña necesita sentirse acompañada durante el largo y complicado camino, y se inventa unos amigos con poderes extraordinarios que la guíen y la ayuden. Estos personajes ya hicieron el mismo camino y consiguieron la categoría de superhéroe por conseguir llegar. Por eso, me pareció interesante recurrir a los personajes del mundo del cómic a la hora de contar un tema duro y complejo como este. 

P. A pesar de estar dirigida principalmente a un público de menor edad, ¿Recomendaría esta historia a otra capa generacional más adulta? ¿Cree que el mensaje sería entendido de igual forma? 

R. Por la experiencia de los pases que hemos hecho antes del estreno, la historia puede resultar también atractiva a los ojos de un adulto, pero siendo consciente que está dirigida a un público a partir de 12 años.

Firmado: Carlota de Lucas.

Con el apoyo de