HomeNews • Os contamos toda la programación de La Abadía para la temporada 2016/17

News

Compartir

Os contamos toda la programación de La Abadía para la temporada 2016/17

Continuando con nuestra vocación de ofrecer ‘placer inteligente’, la programación regular ofrecerá diecisiete espectáculos

 

La programación de la nueva temporada de La Abadía indagará en la esencia de la tragedia y la comedia, reflexionará sobre la verdad escénica, escuchará en intimidad voces solitarias y se abrirá a nuevos lenguajes escénicos

El pasado 14 de septiembre el Teatro de La Abadía inauguraba la temporada 2016/17 con el estreno de Incendios, del dramaturgo canadiense de origen libanés Wajdi Mouawad. Un montaje coproducido con Ysarca S.L., en colaboración con Teatro del Invernadero, que, bajo la dirección de Mario Gas, reúne para la ocasión a un reparto extraordinario: Ramón Barea, Lucía Barrado, Nuria Espert, Álex García, Alberto Iglesias, Laia Marull, Carlota Olcina y Edu Soto. En pocos días el éxito ha sido rotundo, tanto entre el público, que abarrota cada día la sala, como entre la crítica, que ha aplaudido el montaje como uno de los acontecimientos de la temporada.

Coincidiendo en cartel con Incendios, en la Sala José Luis Alonso, del 6 al 23 de octubre, recibiremos un ejercicio de talento que se aproxima al patetismo: Yo, Feuerbach, una obra conmovedora donde resuenan las grandezas y las miserias de la condición humana.

Pieza en la que Tankred Dorst convierte en alegoría de la existencia humana la historia de un actor en horas bajas, a pesar de su talento, que se ve obligado a luchar por una segunda oportunidad. Bajo la batuta del director Antonio Simón, Yo, Feuerbach se presenta como un bello e intenso espectáculo sobre las crisis sociales y personales que nos obligan a reinventarnos. Pedro Casablanc asume uno de los mayores retos de su carrera en la piel de este actor en decadencia.

 

¿Cómo ponerse en la piel del otro?

Siguiendo la estela temática de Yo, Feuerbach tendremos ocasión de disfrutar de otros dos espectáculos que versan sobre teatro, sobre la ficción y la realidad en nuestro quehacer social y sobre la empatía como vehículo necesario para la convivencia.

¿Cómo ponerse en la piel del otro? Ese aspecto vital del trabajo del actor caracteriza a Premios y castigos, obra que ha desarrollado el argentino Ciro Zorzoli con la compañía T de Teatre y que podrá verse en La Abadía del 3 al 20 de noviembre. Un montaje que permite al público ver el agitado vaivén de un grupo de actores llevando adelante una sesión de ensayos con el único fin de alcanzar la tan preciada perfección en la representación teatral, intentando desentrañar el misterioso tramado sobre el que se borda la verdad escénica —¿o deberíamos decir “la mentira”?—.

El público, la supuesta obra irrepresentable de Lorca dirigida por Àlex Rigola que tan buena acogida tuvo la temporada pasada, regresa a La Abadía del 25 de noviembre al 18 de diciembre. Una obra de enorme belleza y fuerza poética en la que Lorca buscaba confrontar al espectador con el espejo del conformismo, y encontrar así el valor para romper con el pasado, con las inercias, la tradición y la represión —tanto en el plano artístico como en el afectivo—.

 

Otros títulos de éxito

En fechas navideñas, del 14 de diciembre al 4 de enero, regresará Vuelos, espectáculo de la prestigiosa compañía Aracaladanza, Premio Nacional de Teatro para la Infancia y la Juventud, que homenajea a Leonardo da Vinci y su visionaria imaginación, con una puesta en escena contemporánea en la que conviven movimiento, música, objetos y proyecciones. Las máquinas de Leonardo, sus diseños, sus planos así como su pintura y escultura son el punto de partida e inspiración para un trabajo escénico en el que la compañía explora el sueño universal del Hombre: el vuelo.

Tras agotar localidades en el Teatro de la Comedia,Celestina,primera coproducción del Teatro de La Abadía y la Compañía Nacional de Teatro Clásico dirigida por José Luis Gómez, volverá a la capital, a la casa de la que partió el pulso creativo para este montaje. Propuesta que pone el foco en el tejido social, y las tensiones e intereses que enturbian el espacio público y el privado, ambos marcados por la inquietud por la “limpieza de sangre” y la persecución de los judíos españoles, sin la cual sería imposible comprender en toda su plenitud la escritura y trayectoria vital de Rojas. El académico se enfrenta además de a su puesta en escena, al papel de la vieja alcahueta, que él mismo interpreta. Podrá verse del 12 de enero al 26 de febrero.

Desde su vocación de ser un teatro con repertorio, La Abadía presenta de nuevo, por pocos días, del 23 al 31 de marzo, uno de sus espectáculos de referencia, Entremeses, de José Luis Gómez. Las tramas de estas tres historias, la música, el lenguaje cervantino y la forma escénica que les ha otorgado el montaje conectan de manera inmediata e intensa con todas las generaciones de espectadores.

La Respiración, brillante y reflexiva comedia de Alfredo Sanzol sobre el desamor y la autoestima, pasará de nuevo por la Sala José Luis Alonso del 7 al 25 de junio para seguir procurando risas y lágrimas a partes iguales a todos los espectadores que compartan las alegrías y penas de Nagore, mujer separada en vías de rehacer su vida gracias a una red de relaciones familiares y afectivas.

 

Esencia de la comedia

En la búsqueda de los mecanismos que generan emoción y humor en la tragedia y la comedia, en la grandeza y el patetismo, nos encontraremos con un arquetipo de la commedia dell’arte, Arlecchino, il servitore di due padroni, de Carlo Goldoni, dirigido por Giorgio Sangati en una producción del Teatro Stabile del Veneto. El ingenioso criado que da título a esta obra maestra, siempre tiene hambre, y la necesidad de buscarse la vida le lleva a servir a dos amos al mismo tiempo, en medio de un enredo donde los intereses afectivos se entrelazan con los económicos. Este Arlequino satánico, como lo describe la crítica italiana, podrá disfrutarse en dos únicas funciones, el 17 y 18 de marzo.

Tras su indagación en la tragedia griega hace dos temporadas el Teatro de la Ciudad regresará a La Abadía en primavera con dos montajes de nueva creación centrados ahora en la comedia que juegan con el legado de Shakespeare, el indiscutible maestro bardo que recoge no solo la tradición clásica si no también la de la commedia dell’arte y los cómicos ambulantes. El primero de los directores en estrenarse será Alfredo Sanzol, que, entre el 27 de abril y el 4 de junio, compondrá con La Ternura un retablo de amores posibles en situaciones imposibles: “pasiones desatadas, odios irracionales, deseos incendiarios, giros sorprendentes, fantasmas borrachos, apariciones, desapariciones, encuentros, desencuentros… y un deseo que une a todos: el de encontrar la Ternura como sea, donde sea, con quien sea”.

Andrés Lima ya se ha acercado en varias ocasiones al humor y al horror de Shakespeare, en torno a las figuras de Falstaff, Tito Andrónico y Macbeth. Ahora, con Sueño, busca su propio camino a través del bosque del Sueño de una noche de verano, conectando el pálpito del “eros” y “thánatos” de esta comedia. ¿Qué te vuelve loco: un amor no correspondido o una vida no vivida? ¿Por qué nos intranquilizan los locos? ¿Y los simples? ¿Qué hay después de la muerte? ¿Y antes?. Una pieza que quiere mirar el placer y el dolor, y darle sentido a este baño de sensaciones que puede ser el amor a la vida, en palabras del propio director. Del 10 de mayo al 18 de junio.

 

Voces solitarias

En esta temporada 2016/17 desde La Abadía también queremos centrarnos en la voz y el testimonio de otras voces y otros relatos que son compartidos en intimidad.

El año del pensamiento mágico nos traslada a la historia real de amor y pérdida que la autora Joan Didion vivió y relató en esta obra autobiográfica. Texto en el que nos muestra su esfuerzo por encontrar un sentido a la muerte, la enfermedad, la memoria y la vida misma. La puesta en escena de Juan Pastor y la interpretación de Jeannine Mestre nos guían por este relato conmovedor, pero no dramático ni sentimentalista, que Guindalera Teatro nos mostrará del 16 al 27 de noviembre.

Coincidiendo con el regreso de El público a La Abadía, la maestría literaria y musical de Amancio Prada se sumará a las conmemoraciones del aniversario lorquiano para cantar a un Federico enamorado en cuerpo y alma, la poesía más sincera de los Sonetos del amor oscuro, sonetos que Amancio ya interpretó hace treinta años y que ahora recupera en un programa que combina con otras canciones y gacelas del autor. Serán seis únicos recitales entre el 29 de noviembre y el 18 de diciembre.

He nacido para verte sonreír es un texto delicado y feroz. Un melodrama contemporáneo escrito por Santiago Loza, figura clave de la dramaturgia actual en Latinoamérica, un maestro en retratar personajes femeninos con misterio, delicadeza y horror. Aquí se nos presenta un exquisito relato sobre una madre y su hijo, en un vínculo que recrudece hasta el límite. Pablo Messiez se hará cargo de la dirección de esta producción que podrá verse del 1 al 19 de marzo.

 

Creadores emergentes

Siempre poniendo uno de nuestros focos en el público más joven, cultivando nuevos lenguajes escénicos e inquietudes compartidas con nuevas generaciones, La Abadía propone para esta temporada tres espectáculos de voces emergentes.

Del 27 al 30 de octubre llegará una nueva edición del Best of BE FESTIVAL, que nos presentará tres destacadas y siempre innovadoras propuestas con lo mejor del Festival de Birmingham. Tres obras breves que en esta ocasión nos visitan desde Alemania e Italia.

La originalidad de la Agrupación Señor Serrano —León de Plata en la Bienal de Venecia— llegará por fin a Madrid del 25 al 28 de enero, con un western escénico donde la realidad y sus copias se mezclan, dibujando un retrato despiadadamente pop de la década que siguió al 11-S, la semilla del siglo XXI. A house in Asia se construye a través de un lenguaje escénico que es ya marca registrada; maqueta, video-proyecciones, manipulación de video en tiempo real y voluntariosos performers.

Y cerrando programación un año más, del 12 al 15 de julio, contaremos con la compañía valenciana El pont flotant, que después de los entrañables Ejercicios de amor regresan a La Abadía con El hijo que quiero tener, un montaje que reflexiona sobre la educación y el papel de los padres, los abuelos, los maestros y los hijos en el proceso de aprendizaje. De su importancia y de la dificultad y el esfuerzo que requiere educar. Sobre cómo proyectamos en otros nuestros miedos, carencias y expectativas.

 

Además de con su público, La Abadía continua esta temporada 2016/17 dialogando con su programación a través de la pedagogía, con los entrenamientos, talleres, clases magistrales y el espacio de creación artística.

 

Descárgate aquí el programa de temporada

 

BACK

FIND US

Teatro de La Abadía
C/Fernandez de los Ríos, 42
28015 • Madrid • España

Telephone +34 91 448 11 81